#

lunes

No quieres del todo a alguien hasta comprobar a que saben sus lágrimas de dolor.

"Si tú estás mal, yo estoy mal.
Si tu lloras, yo lloro.
Y cuando tu sonrías, después sonrío yo."


Te quiero más cuando lloras, cuando estás triste y cuando estás mal. Te quiero con locura cuando siento que me necesitas, que soy algo más que un momento divertido. Y tal vez sea más doloroso quererte que no hacerlo, pero mi corazón se niega a dejarte, quiere permanecer a tu lado aunque duela. Que la única manera de enfadarme es por quererte demasiado, y la única manera de sonreír.... Es que tú existas para mi. A veces debería quererte menos, porque me olvido de como querer a los demás, pero no me arrepiento de las decisiones extrañas de mi corazón, de las sonrisas que me brindas, y de que mi mundo esté boca arriba desde que apareciste como un huracán. ¿Quererte? A veces esa palabra se queda corta, y amplía los kilómetros.

2 comentarios:

plinnn... dijo...

si no fuese porque decirte que tienes razón suena a razonable, y no a corazón, te lo diría, pero es, también, decirlo, quedarse corto :) feliz semana :)

la chica de los lacasitos dijo...

algunas personas usan el te quiero con tanta facilidad y simpleza que se ha convertido en algo pequeño. Deberíamos inventar otra palabra, algo que diga eso que queremos decir con el ''te quiero'', pero elevado a infinito.
Qué mal me explico.



te ( ) Ast!